Retallades i exclusiò

Informes sobre el impacto de los recortes en el derecho a la salud

Derribando el muro de la exclusión sanitaria. Dos años de la puesta en marcha del Real Decreto 16/2012 en la comunidad de Madrid.
Médicos del Mundo, febrero 2015

ExclusionSanitaria_MDM_2015Resulta bastante claro que el Real Decreto 16/2012 en la Comunidad de Madrid se ha convertido en una pesada losa que han de arrastrar aquellas personas que, además de sufrir el impacto de la crisis en términos de desempleo, riesgo de pobreza y de exclusión social, padecen alguna enfermedad principalmente crónica. De esta manera, el RD no solo ha vulnerado el derecho a la protección de la salud de estas personas sino que, como hemos puesto en evidencia con las voces de los afectados, ha terminado vulnerando el derecho a la integridad física, mental y moral de muchas de ellas. En este sentido el RD se ha convertido en una política activa de exclusión social, que ha aumentado la vulnerabilidad de todas aquellas personas afectadas duramente por la crisis económica y que además ven seriamente comprometida su integridad física y mental.
… El aumento del copago sanitario, especialmente en el caso de los medicamentos, y el hecho de sacar de la prescripción pública ciertos medicamentos, se han convertido en una barrera para el acceso al derecho a la salud, de las personas con bajos recursos. En este sentido, el RD no solo ha
afectado a la población inmigrante de la Comunidad de Madrid, sino a todas aquellas personas que han visto seriamente comprometida su renta familiar por la crisis económica. Unas han dejado de tomar su medicación, otras han decidido espaciar la frecuencia de su administración para reducir los costes y otras más han pedido que se las cambien por medicación más económica y que esté incluida en la prescripción pública. Evidentemente, esta situación provoca un deterioro de la situación de salud de esta personas y, en consecuencia, un aumento de los riesgos en relación con su estado de salud…
Como ha puesto en evidencia este informe, durante estos dos años se han incumplido en mayor o
menor medida cada uno de los supuestos del RD, específicamente en lo que hace referencia a personas con patologías previas a la entrada en vigor del RD, algunas de ellas realmente graves, a la atención de urgencias, incluyendo su facturación y a personas con enfermedades de declaración obligatoria como ha sido el caso del VIH/SIDA. Durante estos dos años Médicos el Mundo consiguió restituir parcialmente el derecho a la protección de la salud a más del 60% de las personas que acudieron a la organización, especialmente de aquellas a las que se denegó la asistencia sanitaria. En este sentido la Comunidad de Madrid también ha sido especialmente negligente y ha hecho en la práctica dejación activa de sus responsabilidades políticas y administrativas…
Al cabo de dos años la Corte Constitucional en dos autos señaló claramente que el derecho a la salud y a la integridad física no pueden verse desvirtuados por la mera consideración de un eventual ahorro económico que, entre otras cosas, hasta el momento no ha podido ser demostrado. También el Comité Europeo de Derechos Sociales del Consejo de Europa señaló que esta norma vulneraba la Carta Social Europea y la Convención Europea de los Derechos Humanos. La Relatora Especial de Naciones Unidas sobre la extrema pobreza y los derechos humanos, también manifestó que los cambios adoptados por el Gobierno de España reducen el acceso al sistema de salud pública y que no cumplen con las obligaciones de derechos humanos del país. Esta política pública, aplicada en un contexto de crisis económica, que ha generado un porcentaje alto de personas en situación de pobreza y exclusión social; ha contribuido activamente a la exclusión social, ha limitado el acceso a los medicamentos de muchas personas generando serias consecuencias para su salud y su integridad física y ha denegado el acceso a la protección de la salud a personas con problemas de salud, algunos de ellos graves, que estaban siendo tratadas. Finalmente las administraciones públicas han hecho dejación de sus responsabilidades políticas y administrativas por no informar sobre la propia política pública y sus consecuencias y por no ser diligentes para evitar su aplicación interesada y discrecional. (págs. 43 y 44).

El sistema de salud en España en perspectiva comparada
Observatorio de la Sanidad Fedea
Diciembre, 2014
Informe_Fedea_2014“Los indicadores de salud más inmediatos, de respuesta más rápida, muestran una evolución preocupante, que bien puede ser reflejo de la crisis y los recortes que esta lleva aparejados. Por un lado, los indicadores de estado de salud de la población infantil presentan una evolución no positiva: la mortalidad infantil se ha prácticamente estancado desde 2009 y el peso al nacer ha empeorado durante los años de crisis. Por el otro, los indicadores de prevalencia de enfermedades crónicas, que han aumentado dos puntos en los tres últimos años disponibles (especialmente preocupante es el salto entre 2011 y 2012) y, sobre todo, los indicadores de hospitalizaciones a causa de la diabetes (ámbar) y depresión, ansiedad y otros trastornos mentales (rojo), que aumentaron sensiblemente, especialmente entre la población adulta.”

 Informe España 2012
Fundación Encuentro, 2012
Informe_2012_FEncuentroCapítulo 3: El impacto de la crisis en sanidad: Recortes estructurales asimétricos con altos costes diferidos.
La crisis tiene un impacto directo en la vida diaria de la población y puede tener repercusiones inmediatas en su salud y en su uso de la sanidad… De hecho, en nuestro país los recortes estructurales procíclicos y asimétricos radicales, de magnitud sólo semejante a EE.UU. en los años noventa, permiten predecir una convergencia hacia sus deficientes resultados tanto en esperanza de vida –menor– como en gasto sanitario –más del doble … Según el indicador de mortalidad evitable –habitualmente utilizado para evaluar la calidad de los servicios sanitarios–… se puede afirmar que en España los cuatro primeros años de la crisis dejan ya un triste saldo de miles de muertes evitables y años de vida potenciales perdidos entre la población menor de 65 años … Aumentan, además, correlativamente la actividad y las esperas en atención a la cronicidad, salud mental y enfermedades del corazón…
De hecho, los colectivos vulnerables, incluyendo a los inmigrantes irregulares, tienen en España (como en EE.UU.) una situación económica y política especialmente frágil en comparación con la media de Europa, dados los altos niveles de desempleo, infraempleo y desigualdad y el bajo gasto público en educación y bienestar. Las crisis, cuando se enfrentan con fragilidades semejantes en la estructura social y de bienestar y con respuestas políticas procíclicas, empeoran estas divisiones sociales. Ello a su vez debilita aún más la influencia de los más pobres, lo que facilita respuestas asimétricas (por parte de gobiernos conservadores), con costes concentrados en los más débiles. Las asimetrías de derechos, más en general, refuerzan la desigualdad estructural, deprimen la participación y el consumo y erosionan la legitimidad del Estado de derecho y la confianza en la democracia (pág 234 a 236).

Riesgos de salud derivados del desempleo
La Marea. 11.02.15
Otra investigación, publicada en el 2012 en “European Journal of Public Health” encuentra efectos perniciosos en la salud mental de los españoles. Entre 2006 y 2010, años de bonanza económica y de recesión económica respectivamente, la depresión mayor ha aumentado más de 19 puntos porcentuales, desde una prevalencia del 28,9% antes de la crisis hasta el 47,5% en plena recesión. Otros trastornos que han aumentado con la crisis son la distimia (10 puntos), y la ansiedad y los trastornos de pánico (8,4 y 6,4 puntos porcentuales respectivamente). Los problemas con el alcohol también se han incrementando desde el inicio de la recesión económica, aunque en menor medida. El estudio estima que los culpables de un tercio de los casos de depresión mayor son los riesgos combinados de desempleo y dificultades para pagar la hipoteca.

Asociación El Defensor del Paciente Memoria 2014
… Lo de la universalidad y la gratuidad se esfumó definitivamente hace unos cuatro años con la llegada de los recortes presupuestarios, período en el que la sanidad española ha perdido la friolera de más de 7.000 millones de euros, convirtiendo un servicio básico en un negocio.
De hecho, la última reforma sanitaria que se planteó mediante el Real Decreto-Ley, que entró en vigor en abril de 2012, con medidas urgentes para garantizar la sostenibilidad del Sistema Nacional de Salud, y mejorar la calidad y seguridad de sus prestaciones, ha sido un verdadero fiasco, pasando del modelo universal al de aseguramiento, mostrando demasiadas lagunas y desigualdades entre comunidades al denegar el acceso a la sanidad a miles de personas, poniendo en riesgo sus vidas.
Por consiguiente, léase cómo siguen produciéndose denegaciones de asistencia a menores de edad y embarazadas, facturaciones de la atención en urgencias, casos de pacientes con enfermedades crónicas sin seguimiento ni tratamiento, falta de control de enfermedades transmisibles e imposibilidad de detectar situaciones como la violencia de género, al no tener las personas inmigrantes acceso a la atención primaria. Lo cierto es que las medidas que ha manejado tal Decreto han sigo incongruentes, discriminatorias y teñidas de desigualdad.
Y para muestra un botón son los datos de la OMS que hacen hincapié en menos médicos, camas y hospitales en el territorio español. De 39’6 médicos por cada 10.000 habitantes hemos pasado a 37, pasando del puesto 10º al 16º a nivel mundial. El ratio de camas también desciende de 32 a 31 por 10.000 habitantes, cuando la media europea es de 53 camas. Y en cuanto a personal de enfermería, la media en Europa es de 80’5 profesionales por cada 10.000 europeos, mientras que España está en solo 50’8.
… es evidente que, por esta causa, exista una relación directa entre recortes y disminución de calidad asistencial con el aumento de las denuncias por negligencias y errores médicos. El problema es que todo lleva una concatenación de consecuencias que van en cascada. Un recorte presupuestario, en medios humanos o materiales, conlleva que la atención sea deficitaria. Eso está claro. Cuando eso ocurre el efecto más brutal y directo es la posibilidad de que se está ejecutando una actuación que al enfermo le implique unas lesiones o una serie de patologías que no están relacionadas directamente con su enfermedad y que son fruto de una mala asistencia. Especialidades como oncología, cardiología, medicina interna o urgencias, son servicios muy sensibles que de atenderlos con demora los resultados pueden ser muy gravosos…
Los recortes se han traducido en un incremento significativo de las denuncias que recibimos. El retraso en los trata mientos, la demora en las asistencias médicas, en las derivaciones a especialista y en la realización de pruebas diagnósticas es apabullante. En comparación con 2012, cuando se ejecutó la última reforma sanitaria, percibimos un aumento del 10 ó 15%. Ahora, de todas las reclamaciones que nos llegan, grosso modo, entre un 60 y un 70% son consecuencia de ello… (págs. 2-4)

Informes sobre el impacto de la crisis en el derecho a la vivienda

Emergencia habitacional en el Estado español
Observatori DESC y Plataforma de Afectados por la Hipoteca. 2013
ObsDescInformeVivienda_2013El estado español vive una situación de emergencia habitacional…. la existencia de un exiguo parque de vivienda social (menos del 2% del parque total), un elevado parque de viviendas vacías e infrautilizadas (un 13,7% del parque total) y una marcada desatención a otras formas de tenencia más seguras y accesibles económicamente como el alquiler social, la propiedad cooperativa, la cesión de uso o el derecho de superficie.
Las dificultades para acceder a necesidades básicas como una vivienda digna, una alimentación de calidad, un buen nivel de salud e ingresos suficientes se han agravado con la crisis. La mayoría de personas en situación de emergencia habitacional tienen dificultades para pagar la luz, la calefacción y el resto de suministros. Según los datos de este estudio, el 70% de ellas han perdido su empleo y un 83% carece de otra vivienda en la que alojarse.
La problemática de los desalojos por motivos económicos es una de las más preocupantes en este contexto de crisis. Según datos del Consejo General del Poder Judicial, desde 2008 se han iniciado más de 400.000 procedimientos de ejecución hipotecaria. Durante este mismo período se han llevado a cabo, al menos, 250.000 desalojos, muchos de ellos por la imposibilidad de hacer frente al pago del alquiler.
Buena parte de las viviendas vacías que podrían destinarse al alquiler social, como mínimo unas 600.000, son propiedad de entidades financieras, inmobiliarias o de la SAREB. Algunas de estas entidades financieras, como Bankia han sido rescatadas con fondos públicos, otras, como BBVA, Caixa Bank y Santander, se presentan como ejemplos de buena gestión financiera, y sin embargo son las que más desahucios practican.
Esta situación contrasta con muchos de los compromisos jurídicos en materia de derecho a la vivienda y de derechos humanos en general contraídos por el Estado español… La principal consecuencia de esta debilidad es que, de manera dominante, ha sido el principio de mercado y la búsqueda de beneficios elevados y a corto plazo el que ha regulado y asignado los recursos habitacionales y urbanísticos.

 

La inclusión de citas de los informes referenciados tiene un fin educativo e informativo, y se realiza a los efectos de facilitar la consulta de las fuentes directas.